Cómo preparar un viaje a los Balcanes

Hablar de los Balcanes es hacerlo, desde cualquier punto de vista, de una de las zonas más interesantes y atractivas para el viajero de toda Europa...multiculturalidad, paisajes, historia, ciudades con encanto, gastronomía, vida nocturna...y todo esto a precios más asequibles que en cualquier otro destino del continente...parece que cualquier atractivo que allí busquemos lo vamos a encontrar.


Sin embargo, preparar un viaje a esta zona no siempre resulta sencillo...a diferencia de otros destinos más explotados turísticamente, en los que podemos preparar desde casa hasta el último detalle de nuestro viaje, en los Balcanes esto no es siempre así, siendo necesaria en muchas ocasiones la improvisación...la planificación sobre la marcha...por ello, tras mi segunda experiencia de casi 3 semanas en los Balcanes, voy a tratar de reunir el máximo posible de información sobre cómo viajar por esta zona, algunos consejos sobre qué transportes utilizar, información sobre precios...a fin de hacer un poco más fácil la preparación de un viaje por un destino muy especial.





¿Qué son los Balcanes?


Al hablar de la península balcánica o península de los Balcanes, hacemos referencia a la extensión de terreno de unos 660.000 km² comprendida entre los propios montes Balcanes y los Alpes Dináricos, territorio que comprende en su práctica totalidad a los países de la ex Yugoslavia: Eslovenia, Croacia, Serbia, Bosnia y Herzegovina, Montenegro, Kósovo y Macedonia, además de la Grecia continental, Albania, una pequeña porción de Italia, parte de Rumanía, Bulgaria y la región turca de la Tracia oriental.


En este post vamos a referirnos especialmente a los países de la antigua Yugoslavia, así como a Trieste (norte de Italia) y la Grecia continental (Tesalónica y Atenas).